© 2016-2019 por J. Sergio del Campo Olaso.

Órgano de Santa María de Amorebieta

Restauración realizada en 2012

 

El órgano de Santa María de Amorebieta fue instalado en 1898 por Aquilino Amezua, el organero más importante de su época en España, y de reconocido prestigio en todo el territorio nacional. Originalmente el órgano contaba con tres teclados manuales y uno de pedal. Todas sus divisiones se encontraban encerradas en una única expresión general, en el interior de la cual se encontraba además el tercer teclado (Recitativo) en doble expresión dentro de un habitáculo al estilo de las antiguas «arca de ecos» del órgano clásico español. El órgano fue reformado en 1951 por la casa Dourte. Las partes alteradas en esta reforma fueron las siguientes: transmisiones de notas y de registros, que pasaron de ser de sistema mecánico a tubular-neumático; alteración de la expresión general con objeto de independizar  cada uno de los tres teclados manuales; y la modificación de tres registros del Gran Órgano, en el cual la Flauta Octaveante 4',  la Octava 4' y el Octavín Armónico 2' pasaron a ser respectivamente Octava 4', Docena 2⅔' y Octavín 2'.

 

El proyecto fue basado en la idea de devolver el órgano a su estado original, tal y como fue concebido por Amezua en 1896. En este sentido, la restauración y reconstrucción de sus partes fue como sigue: restauración general de todos los componentes originales del instrumento; reconstrucción de la consola y las transmisiones de notas y de registros en el estilo de Amezua, según el órgano de Bera; restauración de la expresión general y doble expresión del Recitativo, tal y como fueron ideadas por Amezua; y adaptación de los registros de Pedal añadidos por Dourte. Una vez restaurado el órgano, la disposición de registros mantenie gran similitud con la del órgano de Bera, instalado asimismo por Aquilino Amezua en 1896. La intervención estuvo enfocada en recuperar este bello ejemplar con el propósito de transferirlo a las futuras generaciones y valorar la contribución de nuestros organeros antepasados.